¿Qué es el neuromarketing?

El neuromarketing es la ciencia que estudia el comportamiento de compra y consumo de los clientes ante diferentes productos o servicios. Estudia algunos procesos mentales básicos como la atención, la percepción y la memoria.

Una de sus especialidades es el estudio del comportamiento de los consumidores. Para ello se sirve de técnicas neurocientíficas.

Utilidad del neuromarketing

El neuromarketing puede convertirse en una herramienta de gran utilidad para tu negocio.

Nos sirve para:

  • Estimular y experimentar con el producto.
  • Optimizar la experiencia del cliente.
  • Actuar sobre la experiencia emocional y el recuerdo.
  • Optimizar el alcance, la retención y el procesamiento de la información.
  • Provocar el efecto contagio.

Orígenes del neuromarketing

El término empezó a utilizarse en 2002. Se cree que fue el Dr. Garry Zaltman el primero que patentó el término.

Sin lugar a dudas queda claro que cuando nos referimos a neuromarketing nos estamos refiriendo a un conjunto de técnicas de investigación de los mecanismos cerebrales de la mente, del subconsciente del consumidor.

De esta manera, con los datos adquiridos, las marcas pueden mejorar sus estrategias de marketing para mejorar los resultados en las ventas y en la experiencia del usuario.

Podemos distinguir entre varias áreas de origen del neuromarketing:

  • La neuropsicología.
  • Las neurociencias cognitivas.
  • La neurología.
  • La neuroeconomía.
  • La neuroendicronología.

Tipos de neuromarketing

Hoy en día si las marcas quieren llegar con efectividad a su público ya no sirve solo tener un producto excelente.

Para llegar al público las marcas tienen que aplicar estrategias de Marketing Emocional y de Storytelling.

Es decir, las marcas tienen que crear historias con las que conecten los consumidores. Es aquí donde aparece el neuromarketing.

Se estipula que hay tres tipos de neuromarketing:

Neuromarketing visual

ojo

Se basa en cómo percibimos nuestro alrededor a través de nuestros ojos. Hay varias técnicas que permiten que el consumidor perciba algo mucho más interesante. Por ejemplo, algunas marcas ponen los precios de sus productos terminando en `99 para que los consumidores tengan la sensación de que ese precio es más bajo. Otros términos que se emplean para conseguir este efecto son: “oferta”, “gratis”, “descuento”, etc.

Ya son varios estudios los que demuestran que una imagen llega de manera mucho más rápida a nuestro cerebro, haciendo que la eficacia del mensaje que estamos transmitiendo esté garantizada.

Neuromarketing kinestético

Se basa en percibir con el sentido del tacto, el olfato y el gusto. Es el menos utilizado por las marcas, pero no por ello el menos importante.

Algunos ejemplos de estas técnicas de atracción de los consumidores pueden ser las degustaciones de productos y presentaciones donde los clientes pueden ver, oler o tocar el producto.

Neuromarketing auditivo

Se basa en todo aquello que percibe nuestro sentido de la audición. El oído humano es capaz de diferenciar unas 30.000 frecuencias diferentes. Podemos ser más sensibles a la música, otros sonidos o, incluso, al propio silencio.

Los spots hacen uso de esos datos para potenciar una determinada música o hacer un silencio en un momento concreto de la publicidad. El neuromarketing se puede convertir en un gran aliado de tu empresa si se hace un uso adecuado del mismo.

Desde OptimaWeb te ayudamos a aplicar distintas estrategias de marketing que pueden ayudar a potenciar tu negocio. No dudes en contactarnos, te atenderemos encantados y conseguiremos que tu empresa tenga la mejor estrategia de marketing.